HAZ UN DONATIVO
fpm-testamento-vital

El testamento vital, ¿qué es y para qué se utiliza?


A medida que el Alzheimer avanza, la capacidad para tomar decisiones se ve cada vez más mermada. Para este tipo de casos, donde la persona afectada va perdiendo la capacidad para expresar su voluntad, la legislación vigente contempla distintas fórmulas legales para garantizar que ésta se cumple.

Las voluntades anticipadas, también conocido como testamento vital, es una fórmula jurídica que permite trasladar instrucciones sobre tratamientos médicos. Este documento, que queda recogido en el historial clínico de la Sanidad Pública, facilita que los médicos puedan conocer y cumplir con las voluntades del paciente. Se trata de un documento que siempre puede ser revocado por el otorgante.

¿Para qué sirven las voluntades anticipadas o testamento vital?

Las voluntades anticipadas, o testamento vital, permite dejar constancia de la voluntad para aceptar o rechazar determinados procedimientos terapéuticos. Es una herramienta a la que los médicos pueden acudir a la hora de tomar la decisión de administrar determinados tratamientos.

A través de este documento, también se puede designar un interlocutor con el médico o el equipo sanitario que velará por el cumplimiento de las instrucciones que se establezcan.

¿Qué tipo de atención queremos recibir?

En este documento también se pueden dar indicaciones sobre el tipo de atención que se quiere recibir. Se pueden especificar las preferencias, por ejemplo, respecto a ser atendido en casa o en el hospital, a recibir asistencia religiosa o no, a rechazar o garantizar una autopsia o a permitir o no la donación de órganos para trasplantes o para destinarlos a la investigación científica. También puede indicarse la voluntad de ser incinerado o enterrado, entre otros.

¿Cuándo se puede solicitar y cuánto cuesta?

El documento de voluntades anticipadas o testamento vital puede solicitarse en cualquier momento de la vida adulta y mientras la persona tenga las facultades preservadas. Tiene que pedirse ante notario y tiene un coste de 60 euros.

Otra opción posible es elaborar un documento privado y firmarlo ante tres testimonios con los que no exista relación de parentesco.

Información avalada por el Colegio de Notarios de Cataluña.

 

Categorías: Consejos para afectados y cuidadores

28.11.2017


Posts relacionados